viernes, 28 de abril de 2017

Lo más lejos posible



Me agrega hace tiempo un tal Nicolás Hidrogo Navarro, supuestamente escritor, como amiga. No habíamos hablado nunca y hace dos días entramos en conversación e intercambiamos whats.

Teniendo en cuenta que el tío es de Perú y está casado, se supone que lo que le ofrecía era amistad pero va el típo y comienza a saco a hablarme de que desprendo sensualidad por los ojos y los labios y blablabla... cuando le digo que no me interesan ese tipo de conversaciones y que estoy muy feliz con mi vida tal cual está, va y me habla de que también importa el "sexo mental" (¿qué coño será eso?), con lo cual le empiezo a dar largas y paso de responderle más.
Comienza a enviarme audios tipo saca-de-tu-vida-lo-que-no-aporta (sin darse cuenta que él es parte de eso) y escritos literarios suyos. ¡Por whatsapp!


Y cuando le digo educadamente que es un honor que desee compartir conmigo sus escritos pero que el whats lo tengo para trabajo y conversar con mis amigos va y me bloquea en el whats y en el Face.


No es que me importe en absoluto, pero sí me pregunto si aún quedará gente en este mundo que no confunda la educación con estar desesperada y no peque de sentir esa necesidad de adularse a sí mismo y que los demás les adulen (léase: narcicistas puros y duros)...


Porque en realidad son muchos los que van así por la vida y lo único que me dan a mi personalmente, es mucha pero que mucha penita. 


Que les vaya muy bien y se mantengan lo más lejos posible de mi. 







jueves, 27 de abril de 2017

Ausente






No hace falta que os diga que estoy ausente.
He decidido centrarme menos en Internet y más en lo que importa: mi hija, mi trabajo, mis amigos, mi vida privada.
He decidido ser feliz porque hay gente que estando en las mismas o peores circunstancias que yo me demuestran día a día que es posible.
He decidido volver a la vida, porque ya he estado bastante muerta durante estos meses que no he levantado cabeza y que he estado tan decaída sin saber ni por qué.

Sigo aquí, me podéis hablar en privado cuando queráis que responderé en cuanto pueda o simplemente, por qué no decirlo, cuando me apetezca.
Porque no siempre a uno le apetece hacer lo que complace a los demás. Y porque me reservo el derecho a hacer en cada momento lo que me complace a mi, aunque suene egoista.

Sigo aquí, aunque menos tiempo, y por desgracia no estoy cumpliendo con todo lo que en su día me hubiera gustado cumplir y pido disculpas a las personas que hago esperar.

Volveré, porque tengo que poner al día muchas cosas, y aunque os tenga "aparcados" no penséis que me olvido de vosotros.
Pero la primera y más importante, soy yo. Y por eso ahora mismo hago lo que me apetece, y es centrarme en mi misma y en mi presente, para labrarme el futuro que quiero para mi y para mi hija.
Basta ya de decir lo que quiero hacer. ¡Voy a tomarme la libertad de hacerlo, sin más!
Por lo demás, ya lo sabéis... os quiero, gracias por estar ahí.








jueves, 13 de abril de 2017

Abandono de animales en Semana Santa





En Semana Santa el número de perros abandonados sube un 40%.

No puedo entender como alguien puede abandonar a unos animales tan fieles y desinteresados como son los perros, que incluso darían la vida por sus amos si hiciera falta. Aunque tampoco lo entiendo en el caso de otros animales. 


Si quieres un animal ADOPTA, son muchos los animales abandonados que necesitan un hogar, y sobre todo si adoptas o compras un animal RESPONSABILÍZATE, cuídalo debidamente, llevalo al veterinario cuando haga falta, esterilízalos si no te vas a hacer cargo de los cachorros, y sobre todo JAMÁS LO ABANDONES.


(En la foto salen mis perros Lucky y Zayra, estoy de vacaciones y están muy bien cuidados a cargo de una chica de mi pueblo que se encarga de ellos con todo el amor del mundo.)



sábado, 8 de abril de 2017

Hoy es ese día


Hoy es ese día.
Ese día,
en el que me dió por pensar en ti.
Por echarte de menos.
Por volver a escribirte.
Con la esperanza apagada
de que las cosas vuelvan
a lo que una vez fueron,
aun sabiendo que sería mi infierno.
Porque aun después de todo,
prefiero el infierno contigo
antes que el paraiso sin ti.

CAG 08.04.2017

Mă gândesc la tine


 

jueves, 16 de marzo de 2017

Falla La Victoria Puerto de Sagunto - 2017



¿Sabíais que este año las Fallas ya son Patrimonio cultural inmaterial de la Unesco?
Orgullosa de sentirme Valenciana (aunque no lo sea).


domingo, 12 de marzo de 2017

Aporta o aparta

 
Aporta o aparta. Jamás un lema ha sido más adecuado para describir mi actitud actual. Si no aportas, sólo vienes con tonterías, negatividad, problemas y malos rollos varios, pasa de largo. La estupidez no tiene cabida en mi vida.




jueves, 9 de marzo de 2017

Grabada en mi alma


 Pues normal. A de Ainara, de Ave Fénix, de Amor... no podía ser otra.




Agradecimiento


Recuerdo que nuestras madres siempre decían eso de que había que llevar siempre bragas limpias por si pasaba algo y acababas en el hospital.
Doy fé de que por ir limpia y mona, que no quede nunca, pero que cuando se trata de ingresar en un hospital, desde luego, los médicos se fijan en cualquier cosa excepto en tus bragas.
Lo que sí hacen es dejarse la piel para salvar vidas, y para eso no importa mucho la ropa interior que uno lleve, ni lo mona que vaya una vestida o maquillada.
Sólo importa una cosa: el tiempo. sólo el tiempo es el que decide; a veces, sólo unos segundos son los que deciden, sobre si el paciente vive o muere.
Cuando todo está nublado a tu alrededor y no sabes muy bien qué es lo que está ocurriendo, pero oyes a médicos y enfermeras a tu alrededor que se complementan como un engranaje mecánico en una máquina, puedes dejar de preocuparte. 
Mientras ese engranaje funcione y no se pierda ni un segundo, estás en las mejores manos que puedas imaginar. Tu vida ya no depende de ti, depende de esas personas que lo dan todo para salvarte.
De todas y cada una de esas personas que lo dan todo, a pesar de estar trabajando a veces en pésimas condiciones, con turnos imposibles y unos sueldos de risa.
Para mi, esos son los verdaderos ángeles en la tierra, porque sin ellos muchas personas no estarían aquí para contarlo. Esos ángeles que velan por ti y no te dejan ir hasta que sepan que todo está bien y que ya no estás en peligro.
Y cuya mayor y única recompensa es la de cuando al final del turno, cuando por fin llegan a casa, exhaustos y sin ganas ni fuerzas ya de nada porque su trabajo exige la máxima concentración, sean cuales sean las circunstancias en las que trabajen, es saber que han hecho todo lo posible para salvar vidas. Otro día más, un día tras otro, año tras año. Porque su vida consiste en eso. En salvar vidas. Es lo que les mantiene vivos, y la mayoría de ellos lo hacen por vocación, no por simple necesidad de tener un trabajo.
Por eso, hoy quiero expresarle mi agradecimiento a todas las personas del mundo que se dedican diariamente a ayudar a otras personas y salvar vidas, incluido el personal de las ambulancias. Sois imprescindibles y lo sabéis, pero nunca viene mal una palabra de agradecimiento.



miércoles, 8 de marzo de 2017

Caída en picado





Ese estruendo que se produce cuando tus alas se rompen y caes al suelo. Sin ver la forma de volver a levantarte y volar. Te centras tanto en tus alas que se te olvida que tienes piernas que te pueden levantar. Caes en picado y te quedas ahí, tirada en el suelo, y crees que ya nada merece la pena. Llorando por tus alas rotas, sin ver mas allá, sin pensar en que aún se puedan arreglar.
Ese momento de oscuridad en el que no sabes ni siquiera si merece la pena seguir pensando en cómo salir. En el que sólo quieres que todo el mundo pase de ti, cerrar los ojos y dormir. En el que sólo quieres paz, sabiendo que si sigues despierta no la encontrarás.


Ese fatal momento en el que se te olvida vivir y te da igual morir.


Cuando has llegado a ese punto en el que ya todo te da realmente igual, es cuando si tienes mala suerte, todo acaba.


Y si tienes suerte, por fin abres los ojos y te das cuenta de que por difícil que sea, siempre hay cosas que merecen la pena. Que algunas personas de las que te rodean darían lo que fuera por verte bien, porque te quieren y aunque estén lejos, se preocupan por ti. Que la distancia a veces no es más que un número que se puede salvar con una simple llamada telefónica, para volver a sonreir.


Que la oscuridad es necesaria para ver a las estrellas, y que no es más que un estado pasajero para encontrar tus ganas de vivir.






jueves, 2 de marzo de 2017

Haciendo caminito



Tic tac, tic tac... el tiempo pasa y los sueños van tomando forma para pasar a ser realidades. Pasito a pasito,haciendo caminito.